ActualidadImprimir

Día Mundial de las Aves Migratorias

Día Mundial de las Aves Migratorias

El pasado día 9 de mayo, se celebró el día mundial de las aves migratorias. Es por ello que desde el Centro de Interpretación de las Foces queremos acercaros al apasionante mundo de las aves. Para ello, os vamos a mostrar algunas de las aves migratorias que podemos avistar en el Prepirineo navarro en estas fechas. La gran mayoría de aves migratorias se desplazan de norte a sur por razones climáticas, así como para buscar alimento y reproducirse. Estas migraciones se dan en primavera y otoño y la península ibérica es el destino tanto de aves que viven al norte de Europa y buscan temperaturas más cálidas dónde pasar el invierno, cómo de aves que viven en África y buscan temperaturas más suaves en dónde pasar el verano.

Golondrina común:


      

Se dice que la con la llegada de la golondrina común se anuncia la primavera. Estas aves bien conocidas por todos, invernan en el golfo de Guinea y los primeros individuos vienen a la península ibérica en febrero. Sin embargo, no se les ve en la cornisa cantábrica hasta mediados de marzo y abril.

Milano Negro:

   

El milano negro es una de las rapaces más abundantes de toda Europa, de tamaño mediano y con una dieta de lo más variada, aunque sus hábitos son marcadamente carroñeros. Se trata de una especie estival, a diferencia del Milano Real, que es una especie invernante  aunque cuente con varias poblaciones residentes en la Península. Migra a esta zona para llevar a cabo su reproducción, donde se le puede observar entre febrero y agosto.

Águila culebrera:

      


Al igual que el Milano Negro se trata de un ave rapaz, aunque esta le supera en tamaño, pudiendo alcanzar una envergadura de 175cm. Su dieta se basa principalmente en reptiles, particularmente en culebras, como su nombre indica. Viene a criar a la Península Ibérica en abril y en septiembre-octubre vuelve a las sabanas tropicales de África dónde tiene abundantes presas para alimentarse durante el invierno.

Alimoche:

      

El alimoche es el “primo viajero” del buitre leonado ya que pertenecen a la misma familia. A diferencia del buitre, el alimoche realiza movimientos migratorios. En el caso de los que podemos encontrar en la península ibérica, provienen desde el África subsahariana para criar aquí entre los meses de febrero a octubre. Uno de los sitios donde anidan en Navarra es la Foz de Lumbier.

Abejaruco:

      

Este colorido ave destaca por su llamativo plumaje y, como su nombre indica, es un especialista en cazar abejas y cualquier otro tipo de insectos voladores. Suele anidar en taludes y cortados, por lo general de consistencia arenosa. Es un ave muy social por lo que es común que se encuentren en colonias. En la península ibérica podemos encontrarlo entre los meses de abril a septiembre. En Navarra es fácil verla en la Zona Media y la Ribera.